• Galeana #55 Acapantzingo, Cuernavaca     Lunes a Domingo a partir de las 13 Hrs   +52 777 315 0074              

Ubicado en uno de los lugares más emblemáticos de Cuernavaca, el restaurante Don Atilio está justo atrás de la Iglesia de San Miguel Arcángel en la colonia Acapantzingo. San Miguel Arcángel es el santo patrono del antiguo barrio de Acapantzingo y se encuentra en la iglesia dedicada en su honor; es venerado por los habitantes del lugar el día 29 de septiembre. ¡Conoce esta capilla! De su pasado prehispánico se sabe muy poco pero los cronistas de la conquista, como Bernal Días del Castillo, refieren que en este lugar se encontraban las huertas del señor Cuauhnahuac, y que aquí acampó Hernán Cortés y sus tropas la noche del 13 de abril de 1521, después de haber conquistado Cuernavaca. En el año de 1867 Maximiliano de Habsburgo, cautivado por su clima, mandó a construir una casa estilo pompeyano a la que llamó “El Olindo” y en la que vivió Carlota. Más tarde, Antonio el austriaco, recibió órdenes de cerrar la casa y tiempo después donar la finca al ayuntamiento local, con la condición de que fuera destinada a la utilidad pública.

El Olindo fue incendiado por tropas juaristas, aquí ya no quedaba mucho que el fuego consumiera. A excepción de la capilla de San miguel Arcángel, que se mantuvo abierta al culto, la casa grande y sus anexos permanecieron abandonados, de modo que el patio fue invadido por la maleza. No obstante, hasta el lugar seguían llegando discretos simpatizantes de Maximiliano, entre ellos algunos fotógrafos extranjeros. En 1962, por decreto presidencial, inmuebles y jardines de la finca quedaron bajo la custodia del Instituto Nacional de Antropología e Historia. El jardín y museo fueron inaugurados oficialmente en enero de 1980 y actualmente alberga la colección nacional de plantas medicinales. Se dice que las caballerizas estaban ubicadas donde hoy se encuentra el Restaurante Don Atilio, este lugar tuvo algunas transformaciones, de caballerizas a casa habitación; donde en algún tiempo viviera el reconocido artista Pedro Friederberg, después fue un lugar llamado “Club 209” en donde la comunidad americana en Cuernavaca se reunía. A finales de los años 90´s este maravilloso lugar fue habilitado como restaurante.

Además de la maravillosa ubicación y el mágico lugar en donde se encuentra el Restaurante Don Atilio, podemos disfrutar  de una extraordinaria propuesta de comida Italiana y Argentina, con un toque Mexicano.  Todo el ambiente del lugar te invita a disfrutar y pasar  grandes momentos. Desde el maravilloso jardín lleno de flores en sus dos áreas, hasta la iluminación por las noches, te invitan a pasar un momento romántico.

Este mágico lugar también está equipado con un área para niños en donde esta a cargo una niñera para que puedas disfrutar de tu estancia. Ahora que si tienes un evento especial, en Don Atilio puedes encontrar el área privada en dónde podrás disfrutar en la intimidad con tus más cercanos.

Te invitamos a disfrutar de Don Atilio, una experiencia única en Cuernavaca.